Cruzada por la Lectura

Posts Tagged ‘Libros

Por Fernanda Ivette González Baldenegro

homo_videns1

“El acto de ver está atrofiando la capacidad de entender”, es una de las premisas que sostiene Giovanni Sartori en su libro “Homo Videns: La Sociedad teledirigida”; en el que habla sobre el efecto de dependencia que ha causado la televisión en el ser humano, la crisis a la que ha entrado el homo sapiens debido a la pérdida de conocimiento y de capacidad de saber.

Giovanni Sartori, presenta en su libro un amplio panorama de cómo la televisión influye en distintos aspectos de la vida social, psicológica, emocional y cultural de las personas. En el caso de la política, la caja de imágenes en movimiento, señala, ha llegado a ser la autoridad cognitiva más importante de los grandes públicos, y al mismo tiempo atribuye un peso desconocido y devastador a los falsos testimonios.

“Homo Videns” es un análisis de lo que la televisión ha hecho en el hombre, de cómo ha sido utilizada en la política favoreciendo voluntaria e involuntariamente la emotividad en la misma, de tal manera, que ahora los estímulos son dirigidos hacia las emociones y sentimientos del público, y ya no, utilizando discursos que adule a las mentes, sino solo mensajes dirigidos a los corazones de la gente.

El autor indica que la televisión empobrece drásticamente la formación de los ciudadanos, desactiva nuestra capacidad de abstracción, y con ella, nuestra capacidad de comprender los problemas y afrontarlos racionalmente.

Sartori condena que el “vídeo-niño” ha perdido la capacidad de usar el lenguaje abstracto del homo sapiens, para recaer en la imprecisión y el primitivismo de la conversación ordinaria del lenguaje común; esto debido a que antes las personas se distinguían de los demás utilizando un lenguaje elevado y lleno de significado, demostrando la cultura y el acervo con el que contaban y hoy en día, la jerga utilizada denota la falta de conocimiento de quién las usa.

Este libro muestra cómo vivimos inmiscuidos en una pobreza verbal derivada del homo videns que define a las todas las generaciones que han crecido con este medio de comunicación, donde para conocer el nivel cultural de una persona, solamente es necesario escucharla hablar; y como dice Sartori: “Déjame oír cómo sabes hablar y te diré quién eres”.

* La autora es licenciada en Periodismo por la Universidad Kino.

Por César De La Cruz Martínez

Mientras existan en el mundo la ignorancia y la miseria, libros como este nunca serán inútiles.

Víctor Hugo.

Los_Miserables

Obra escrita a finales del Siglo XIX en el año de 1862 por Víctor Hugo, que refleja las injusticias cometidas en Francia. Este poeta y además muy cercano a la realeza, hace una denuncia de las inquietudes de una época en la que el progreso anunciado brilla por su ausencia, el hambre se ensaña con los pobres y la ignorancia los convierte en carne de presidio.

La obra se centra en Juan Valjean un ex presidiario que pasó casi 20 años en la cárcel por robar unos pedazos de pan para alimentar su familia. Juan, al salir de la cárcel lo hace con un odio hacia la sociedad por la injusticia cometida con él.

Después de su encierro llega a Digne, una ciudad bajo el cuidado de una gran persona, Monseñor Bienvenido; a pesar de que el obispo le ofrece comida y techo a Juan, este le roba y al ser capturado, la sorpresa de Juan fue que Monseñor lo perdona a cambio de que sea un hombre de bien. A partir de este momento Juan jura ser un hombre íntegro y de provecho para la sociedad.

Al pasar los años en Montreuil, Fantina una mujer pobre y sin recursos que trabaja en una de las fabricas del señor Magdalena, (que no es otro que Juan Valjean convertido en un hombre bueno y provechoso para la ciudad al ser también Alcalde). Fantina es una madre soltera que tiene que alejarse de su hija Cosette y la deja al cuidado de la familia Thèrnadier, quienes le cobran a Fantina por cuidar a su hija, y saca provecho de esa situación. Los Thèrnadier son opuestos a Valjean, ya que en lugar de convertir su miseria en motivo de superación personal, alimentan su odio a la sociedad.

Fantina al no alcanzar a pagar el dinero que le cobraban por cuidar a su hija, recurre a la prostitución, es llevada ante el señor Magdalena. Fantina se siente muy delicada de salud, la cuida el señor Magdalena. Fantina antes de morir le pide al señor Magdalena que rescate a su hija Coserte de los Thèrnadier y cuide de ella.

Para entonces Javert una figura implacable e inspector de vigilancia, descubre que el señor Magdalena no es otro más que Juan Valjean y éste no puede perdonar ni creer que un ex presidiario se convierta en un hombre de bien.

Javret representa la parte de la sociedad que condena a las personas por un error que cometen y no aceptan las buenas obras que pueden hacer después.

Juan tiene que huir de la ciudad, va y rescata a Cosette se hace cargo de ella, y se van a vivir a un convento de monjas un lugar donde trabaja Fauchelevent, un hombre que le había salvado la vida tiempo atrás Juan Valjean.

Ahí transcurren los años. Al crecer Cosette, dejan el convento y se van a vivir a una casa en el centro de París.

Es ahí donde Cosette conoce a Mario, un joven revolucionario del cual se enamora.

Juan que se había unido a Mario para protegerlo, encuentra a Javret que había sido capturado, Juan lo perdona y lo deja escapar. Esa acción hunde al inspector en profundas reflexiones morales que lo conducen al suicidio.

Se casan después Mario y Cosette, no sin antes tener que haberse dado cuenta Mario de la verdadera identidad de Juan. Tiempo después Mario es convencido de que Juan es un buen hombre, entonces reconoce su error y comprende la grandeza del alma de Valejan.

Valjean, antes de morir se despide de su hija Cosette y de Mario deseándoles felicidad.

La enseñanza

Una gran obra donde Víctor Hugo nos muestra cómo son perseguidos y juzgados por la sociedad aquellos miserables que les tocó ser pobres, madres solteras, aquellos que cometen un error y tienen que pagar muy caro por ello, teniendo que costarles un gran esfuerzo el demostrar que son también buenas personas.

Muestra el sufrimiento de esos miserables que veía Víctor Hugo, injusticias que no sólo se cometen en la Francia de esa época, sino que en nuestros tiempos se siguen cometiendo, y que no pueden ser comprendidas, a veces perdonadas, si no se intenta conocer un poco la condición humana, el sufrimiento y el gran esfuerzo que tienen que hacer todos aquellos por salir adelante.

No podemos juzgar una sociedad sólo por su condición, debemos para juzgar, antes que nada, conocer e intentar comprender.

Al fin y al cabo todos llegamos a sentirnos en algún momento de nuestra vida “miserables”.

*El autor es egresado del Instituto Tecnológico de Hermosillo. El Congreso del Estado de Sonora designó al 2009 como “Año de la Lectura”, gracias a su propuesta ciudadana. Actualmente organiza actividades altruistas para promover el gusto por los libros.


logo_cruzada

Actualizaciones de Twitter

Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

Participa con nosotros

logo_cruzada